"Emancipate yourself from mental slavery, none but ourselves can free our minds" (Redemption song, Bob Marley)

domingo, 26 de febrero de 2012

Una Semana Santa de infarto (mi mayor "locura" alimenticia)

Por enésimo día sigo en 61,1. Y esta vez me sorprende, porque ayer antes de acostarme estuve picoteando galletas María y, antes que eso, una lata de fabada asturiana. Hoy había quedado con Amaia, me acosté tarde y me quedé dormida. Me levanté justo a la hora que habíamos quedado pero va y me manda un mensaje para quedar a la tarde porque no podía a la mañana así que mejor. Y a la tarde hemos tenido problemas debido a pantallas táctiles que se quedan pilladas (lo de mi móvil es normal, hace dos veranos se me cayó un vaso de agua entero en toda la pantalla y bastante suerte he tenido que desde enero del 2011 funciona, solo se queda pillado si está expuesto a sitio con vapor o así)

Y al hacer la compra he caído en tentaciones, básicamente en Pringles y napolitanas que, por si no fuera poco, estaban en oferta 3x2 y han caído los tres paquetes. También la maldita Nutella, pero con esa me he controlado. Tenía antojo, pero no de atracarme, sino de un poquito y pis pas. Y así con lo demas: dos bocaditos y antojo saciado. Lo malo es que ahora me he metido un bote de Pringles, sin hambre, por puro aburrimiento y por acompañar con algo los capítulos de anime que estoy viendo ¬¬

Lo prometido es deuda. Mi mayor "locura" alimenticia (y un poco de otras cosas también). Conociéndome como me conozco, seguro que me sale una entrada larga (sorry..)

Ya dije que con 15 años recién cumplidos me fui de Logroño a Jaén a vivir con mi padre y su pareja. Solo estuve ocho meses. Me fui en marzo y en abril tenía dos semanas de vacaciones por Semana Santa. Pues yo quería irme a pasarlas a Logroño pero no tenía un sitio donde quedarme a dormir. Llamé a un amigo, húngaro muy majo, y le dije que hablara con mi padre por teléfono y le garantizara que me iba a quedar a dormir en su casa y que iba a estar muy bien y todo eso. Obviamente era mentira. Pero mi padre, que de bueno es ya tonto, se lo creyó y yo me fui para allí. Esta fue una de las locuras porque llegué a la estación de bus de Logroño y ni tan siquiera sabía donde iba a dormir esa noche. Ni esa ni las demás, xD. Aclaro que solo tenía una amiga pero sus padres no me hacían ni puta gracia. Pues al final esta chica, Marta, cogió en casa las llaves de un piso que su abuela tenía en Logroño pero por el que nunca pasaba. Y me las prestó. Asunto de alojamiento arreglado.

El caso es que ella al final se lo dijo a su madre que yo estaba allí y se armó un revuelo, porque ella tenía muchos contactos con policías y tal y llamó a mi padre para ver si es que no me había escapado (sí, me escapé una vez de casa.. eso es otra historia xDD) porque yo a su madre no le caía bien, ya que creía que era una mala influencia para su hija (mala influencia?? La que estuvo con 11 novios a la vez fue ella no yo ¬¬ todas las madres siempre me tachan de mala influencia.. xD). También creo que los días de vacaciones son distintos en el norte y en el sur. Me refiero a que yo viviendo en Jaén mis vacaciones acababan justo la semana del viernes santo pero en cambio, cuando vivía en Logroño las vacaciones empezaban a partir del jueves santo. Al menos ese año fue así. Así que Marta estaba en clase, clases por las tardes, clases particulares y yo en el piso de su abuela. Quedaba con antiguos colegas, antiguos ligues y tal. Pero claro, en el dinero que me dio mi padre no había dinero para comida, porque se suponía que estaba en casa de un amigo y que ya me alimentaban allí. Y de tanto quedar y estar por ahí, creo que hasta se me olvidó que tenía que comer. Esa fue mi mayor locura. Nunca había hecho dieta. Vale, me había provocado vómitos (que como eran los primeros apenas echaba nada..) y había hecho bastante ejercicio. Pero nunca había hecho dieta. Como mucho comer menos bollería y chocolates y cosas de esas. Pues esa fue mi mayor locura. De los 15 días, me pasé 9 sin comer nada sólido. Absolutamente NADA.

La verdad es que yo ni me di cuenta. Como siempre estaba ocupada, quedando con gente, saliendo por ahí y tal, pues ni me daba cuenta de que pasaban las horas y yo no comía nada. Además, gran parte lo hice de forma inconsciente. Sí que es cierto que para esos días tenía pensado comer menos, hacer dieta que con mi padre no podía, pero nunca pensé en estar ni un solo día sin comer. Pues me tiré nueve. De golpe y porrazo. Y claro, eso tuvo sus consecuencias. Pero vamos a ir por orden cronológico. Antes de eso, os contaré otras de mis mayores locuras: mi mayor borrachera

Mi mayor borrachera fue mi primera. Era la primera vez que bebía alcohol de forma masiva (mi abuelo alguna vez me daba el culín de las copas de vino y algún tragito muuuy pequeño). Bueno el caso es que quería salir, pero al final a Marta no le dejaron. Asi que me busqué la vida. Me encontré con otro antiguo ligue que estaba con un grupo de colegas. Y en su grupo había un chaval que con la oscuridad nocturna y yo que iba sin gafas me pareció mono. Excepto estos dos, los demas eran un poco mayorcillos, a lo mejor de 27-28 años. Y dos de ellos iban con sus novias. Estos eran rumanos (aclaración: con 14-15 años me lié con mogollón de rumanos, todas mis amistades de Logroño eran de ahí). Pues me fui con ellos. El antiguo ligue intentando enrollarse conmigo y yo que no, que me molaba su colega, xD. Al final se fue al ver que no había nada que hacer. Pues salimos y tal. Y creo que yo debía de tener a mi lado una máquina que me ponía vodkas con limón a cada rato, porque me tomé uno tras otro. Mogollón. A partir del quinto ya perdí la cuenta. La cuenta de todo. Al menos me libré y no pagué ni uno, xDD. Y a partir del quinto los recuerdos se hacen cada vez más y más y más y más borrosos

Lo último que recuerdo más o menos nítido es estando en un pub del casco viejo. No sé muy bien como, pero al día siguiente aparecí en Laguardia, un pueblo a unos 20km. de distancia, en la cama, con el chaval ese que me parecía mono. No penséis que me drogaron ni nada de eso, porque si que es cierto que tengo algunos mini recuerdos mientras me liaba con él (por ejemplo: recuerdo que estuve a punto de tener un orgasmo vaginal pero justo ahí el muy idiota paró, xD). Entonces me fijé en el chaval, ya con las gafas puestas y plena luz del sol. Era horrendo!!!!!!!!!!! Lo único que tenía unos ojitos monos, pero el resto nada. Pues el chaval que seguía durmiendo. Y yo en bolas. Me pongo la blusa y como me estaba meando a mares me pongo a buscar el baño. El chaval vivía en la típica casa de pueblo de dos plantas. Pues el baño estaba justo en frente de las escaleras. Pues yo, con la camisa y el tanga puesto, que se veía casi todo el culo, justo cuando entro, sube por las escaleras su padre!!! Así que vamos, streap-tease en directo, me vio prácticamente de todo. Eso sí muy majo, me saludó y me ofreció una litrona para desayunar que, obviamente, rechazé.

Claro, que era domingo y no había autobuses de Laguardia a Logroño. Y yo no tenía intención de quedarme en casa de ese tío. Pero tampoco estaba dispuesta a dejar pasar el hecho de que el chaval me timara con un falso atractivo debido a la poca luz y mi cegatismo. En realidad fue culpa mía, pero eso no viene a cuento, xD. Así que, mientras yo me vestía y el chaval seguía durmiendo, le rebusqué los pantalones y le vacié la cartera. Creo que llevaba encima unos 70-80 pavos, así que ni corta ni perezosa me los llevé. Creo que debió de ser el polvo más caro de su vida, hahhahahah. Claro que 30 se me fueron en el taxi (en realidad fueron 35, pero el conductor me hizo rebaja, hahahh).

Pues yo que seguía sin comer (sí, los vodkas me los metí con el estómago vacío). Y claro, pasó factura. El noveno día. No sé que día de la semana era, pero había quedado con Marta a la mañana. Puse el despertador. Me levanté. Nada mas ponerme en pie, mis piernas empezaron a flaquear y a temblar, la cabeza se me iba hacia adelante y atras, se me nubló la vista por completo hasta el punto de no ver nada y al dar el primer paso me tuve que poner de rodillas en el suelo porque mis piernas no me aguantaban. Y tuve que volver a meterme en la cama. Y Marta llamándome al móvil, que encima lo dejé en el salón y claro que no podía ir a por él. Me volví a despertar otra vez al mediodía y me pasó lo mismo. Y el móvil siguió sonando. Ahora que recuerdo, Marta quería montar una fiesta en el piso ese día, pero yo era quien tenía las llaves, por eso estuvo llamando tanto. Finalmente, a las seis de la tarde, y al ver que lo de andar no era factible, tuve que ir a gatas hasta la cocina y me metí dos vasos de agua con bastante azúcar (se me ha olvidado decir que no había comprado nada de comida y toda la cocina estaba casi vacía). Eso ya me dio algo de fuerzas y me vestí a todo correr. Bajé al Schelecker de al lado y me comí un Kinder Bueno. Y después un kebab. Mientras estaba en el kebab, ya había llamado a Marta y vino, súper cabreada pidiéndome las llaves del piso. Intenté explicarle lo que pasó pero que no, no había forma. Se piró con las llaves y yo con el problema de donde dormir las dos noches que me quedaban. Y, por añadidura, se me había acabado el dinero y no tenía nada para pagarme el bus de vuelta. Genial.

Aquí fue mi primer contacto con el Kurro. A falta de pasta y el deber de conseguirla en cuestión de días, me puse a buscar tíos de estos. Sólo quedé con uno, 30€, pero aún me faltaban otros 30. De las dos noches que me quedaban, una la pasé con un tío con el que estuve a líos. Le dije que estaba con la regla para no mojar ni nada (excusa recurrente xD). La segunda noche la pasé en casa de otro chaval, primo de un tío con el me lié, también rumano, pero al más majo de todos los que he conocido, aparte del chico este húngaro con el habló mi padre (pero a los pocos días de llegar yo se fue de vacaciones..). Apenas hablaba español, pero tan solo con pedirle a ver si me podía quedar en su casa a dormir, ni se lo pensó. Era mono (esta vez ya con gafas y luz diurna xDD) pero aún así no tuve que inventarme excusas ni nada. No intentó nada de nada y eso que yo sabía que le molaba porque él mismo me lo había dicho. No sé, me sentí bien y tal pero al día siguiente (el día en que tenía que coger el bus) no me atreví a pedirle dinero. Fui a un ciber a buscar Kurro.

Y entonces apareció el Marroquí. Me dijo que quería quedar conmigo aunque al principio me mintió y me dijo que era español. Según él porque si me decía que era marroquí no iba a querer quedar con él (y razón tenía, xD). Me dijo que le daba pena. Me llevo a su casa. Comí con él, arroz y un yoghurt. Y me dio el dinero que me faltaba sin tener que hacer nada. Ya solo me faltaba ir a todo correr al piso de la abuela de Marta a por mi maleta. Ella estaba allí, me dijo que la fiesta fue un éxito y que se tiró al tío que le molaba (a pesar de estar a la vez con otros tres o cuatro..). Iba con el tiempo justo y perdí el bus para ir a la estación. Y me puse a correr, aunque con la maleta a cuestas iba muy lenta (era de estas tipo saco, no era de ruedas). Y de camino me encontré al Marroquí. Y los dos a correr, llevando él mi maleta, xD. Pillé el bus justo cuando ya había arrancado y había avanzado unos dos metros o así. Llegué justita. Y mi padre nunca sospechó nada de la Semana Santa movidita que pasé- No sé cuanto pesaba, porque ni en Logroño ni en Jaén tenía peso y nunca me he pesado en farmacias. Eso sí, mi padre me dijo, palabras textuales, que volví "con unas pintas horrorosas".

¿Que os ha parecido? Demasiado largo, I know. Pero no me importaría tener un verano así movidito. Para ser sincera, siempre me ha parecido súper atractiva la idea de recorrerme Europa haciendo autostop. Sería una pasada. Pero, lo siento, soy cobardica. Todavía no me atrevo, jejej. Si habéis llegado hasta aquí ya habéis tenido paciencia (o estábais muy aburridas..).

3 comentarios:

Seda-Kat dijo...

No eres cobardica mi amor, solo eres mas sensata que con 15 años, y m alegro por ello.
Joder cn la historia, me ha dado miedo, una vez me paso en bcna q me quede cn la cuenta a numeros rojos y no tenia dinero xa volver. Que mal lo pase. Yo no quiero un verano cmo tu semana santa XD

Sonrisas dijo...

Wowwww terrible entrada!! genial ese viaje tuyo!! me la lei toda, muy interesante su viajecito, ah seguro ni me conoces, entre a tu blog no me acuerdo como, pero menos mal qe entre! me encanto (: te super sigo, espero que mantengamos el contacto (: muchos besos linda y suerte en esa!

*Jeni* dijo...

Me lei toda la entrada!! como siempre jaja! de pana que con todo lo que has pasado deberias de empezar una autobiografia o un libro con tus historias. Muy interesantes y la verdad ya el que hayas pasado por eso no me parece que seas cobarde hahaha. Lo de la pinta horrorosa que se referia tu padre es que estabas mas delgada?? fijo que en esos 9 dias por lo menos 4 kgs debiste de haber perdido si te dio ese yeyo tan feo en las ultimas. Ojala te atrevas a estar de mochilera recorriendo Europa, serian muchas aventuras mas por contar! un abrazo y animo no decaigas!